Luego de dos derrotas consecutivas, Unión tendrá desde las 20.30 en Córdoba un doble desafío: cortar la racha de traspiés y al mismo tiempo, someter al puntero de la competencia, Racing.

El panorama para los de Walter Grazziosi es aún más complejo puesto que al ser el partido que cierra la 16° Fecha del Torneo Federal A, ya hay otros resultados de la misma Zona B que comparten y los mismos no son los esperados. Las victorias de los equipos del fondo de la tabla han comprimido la parte baja, haciendo que ahora, Unión está solo a tres puntos del último lugar.

Más allá de todo esto que aparece como obstáculos, también el plantel tiene puntos positivos a los cuales aferrarse. Ha ganado ya fuera de casa en recintos complejos como lo fue Salta, ante Juventud Antoniana y si plantea un partido prolijo, podrá pelear mano a mano el resultado ya que ha demostrado tener herramientas suficientes como para incomodar a cualquier equipo con el que se ha enfrentado.